Historia de los peces Betta. La verdadera y sorprendente

La verdadera historia de los peces Betta es muy interesante y llena de connotaciones históricas como una conmemoración de antiguos guerreros. El pez Betta es una de las especies más adquiridas en la actualidad por ser una mascota que para muchos representa la belleza y elegancia. Sin embargo, podemos destacar que estos anteriormente no fueron tan radiantes como lo son hoy en día, y aunque parezcan un símbolo de elegancia, estos han demostrado poder vivir en las peores condiciones existentes; es decir, aguas sucias. Así es la interesante y verdadera historia de los peces Betta.

Índice de contenidos

Historia y origen del pez Betta

La primera vez que se avistó un pez Betta fue en el sudeste asiático, exactamente en un hábitat curioso para un pez; campos de arroz, zanjas y planicies inundadas. No obstante, también se habían encontrado en drenajes de los campos de arroz, estanques ubicados en llanuras cálidas, entre otros lugares similares. Y aunque sus condiciones de vida nunca fueron las mejores, los peces Betta siempre supieron adaptarse con facilidad a los problemas mayores; en ocasiones las tormentas, inundaciones y sequías fueron parte de un proceso que les permitió adaptarse para sobrevivir.

Gracias a estos motivos es posible encontrar hoy en día un pez de cuidado fácil y con aspectos realmente interesantes; como su nombre o posibilidad de respirar un breve periodo de tiempo fuera del agua. Aunque, esta última característica mencionada puede poner en riesgo la salud del Betta, sin embargo, es un detalle interesante que desarrollaron gracias a la frecuente exposición con lugares o ambientes con una baja densidad o volumen de agua.

historia de los peces betta

Por otra parte, como se mencionó al inicio, estos pueden adaptarse con facilidad a diversos ambientes; incluyendo aguas sucias. Aun así, en la actualidad si deseas tener un pez Betta de mascota lo mejor es diseñarle un espacio en tu acuario con cada uno de los factores que requieren para vivir prósperamente.

¿Por qué se les puso el nombre de pez Betta?

Uno de los aspectos más interesantes de estos peces es la historia que se oculta detrás de su nombre (Betta), y es que para conocer su origen tenemos que remontarnos antes del siglo XIX. Ya que, en el sudeste asiático existió un clan de guerreros en el pasado, aquellos se hacían llamar Bettah; y como es de obviar, el nombre encaja perfectamente con la personalidad de los peces Betta, gracias a que estos han demostrado ser violentos, luchadores y territoriales.

No obstante, el nombre de los peces se escoge en el siglo XIX por ser la fecha en la que se practicaban apuestas en las peleas de peces Betta; hasta que el rey de Siam decide regular esto. Por lo que, podemos concluir en que su apodo de “Betta” radica al clan de luchadores Betta del sudeste asiático.

Hábitat actual recomendada para vivir

En el siglo actual estos han desarrollado múltiples exigencias para vivir en un espacio sin enfermarse, y aunque son fáciles de cuidar es necesario saber que el hábitat actual que se recomienda es el siguiente:

  • acuario amplio
  • bomba de oxígeno
  • reguladores de temperatura

Además, también debemos recordar que los peces Betta no pueden estar junto a otros peces agresivos o de coloración similar; ya que por ser territoriales buscarán atacar al otro pez.

historia de los peces betta cuerpo

Sin embargo, también se sugiere cubrir la parte superior del acuario o pecera. Debido a que, estos suelen manifestar sus emociones de euforia saltando por fuera del agua; asimismo hay que tener en cuenta que la pecera o acuario del pez Betta no debe llenarse por completo (con un 80% será suficiente). Por otra parte, es indispensable comprar decoración ideada para Bettas, puesto que, los objetos de peceras convencionales podrían afectar sus aletas.

En conclusión, su historia y origen resulta bastante interesante, puesto que han transmutado con el tiempo y cambiado para adaptarse a las distintas situaciones. Por lo que, es una especie de admirar que todos desearíamos tener en casa. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba